sábado, 9 de julio de 2011

Desde la playa: mis lecturas playeras


Todos los años, aquí en la playa, suelo aprovechar para leer lo que no puedo el resto del año. Así que ahí va lo que ha caído esta semana y algo:

TOKIO BLUES (NORWEGIAN WOOD)- HARUKI MURAKAMI

Este libro lo cogí con bastantes reservas, ya que el año pasado, aquí mismo, leí "Kafka en la orilla", del mismo autor, y podríamos resumir todo de forma fiel con la palabra indignación. Peeeeero, he de reconocer que este me ha gustado mucho y que no tiene nada que ver; vaya, que me ha sorprendido gratamente.

En cuanto a las canciones en cuestión, son muy obvias, ya que se mencionan de forma explícita.

1984- GEORGE ORWELL

Lo había leído ya hace unos cuatro años, pero el año pasado me leí "Rebelión en la granja" y este verano decidí que me apetecía algo de Orwell. Estos días he recordado por qué amo ese libro.

Pasemos a la música: pongo las dos primeras porque me vienen a la cabeza con el concepto de sociedad controlada y uniforme, y la última (menos relacionada en un principio) porque a partir de la primera estrofa se parece bastante a algunos pasajes del libro sobre la relación de dos de los personajes principales.

LA IMPORTANCIA DE LLAMARSE ERNESTO- OSCAR WILDE

Hablamos de una de mis obras de teatro favoritas, escrita por uno de mis escritores favoritos. La he leído muuuuuchas veces, en español y en inglés, y la he visto varias veces en ambos idiomas y nunca me cansa.

Las canciones en cuestión no tienen nada que ver directamente, pero Cole Porter me parece la música de fondo perfecta para leer a Oscar Wilde.

 


BREVE HISTORIA DE LA QUÍMICA- ISAAC ASIMOV

Llevo leyendo este libro a trozos desde diciembre, y estoy a punto de acabarlo. Sé que es algo muy friki, así que desde esta entrada aprovecho para romper una lanza a favor del ligero frikismo y dar a conocer al enormemente genial "Weird" Al Yankovic

No hay comentarios:

Publicar un comentario